inicio noticias Cruz Roja dispuesta a no dar guerra a la salud

Cruz Roja dispuesta a no dar guerra a la salud

16 de Septiembre de 2015 | Todas

EP/Madrid

El Gabinete de Derechos Humanos y Centro de Derecho Internacional Humanitario de la Cruz Roja en Cataluña presentaron hoy en Barcelona la exposición ‘Salud en conflicto. La salud es vida. No le demos guerra’, patrocinada por DKV Seguros, que pretende mostrar y sensibilizar sobre los efectos de los conflictos armados en la salud de la población civil.

En este sentido, los organizadores recordaron que cerca del 75% de las muertes de niños menores de cinco años en un campo de refugiados se debe a causas evitables como la deshidratación, la diarrea y la malnutrición.

La inauguración de la muestra, que puede visitarse de manera gratuita del 12 de septiembre al 6 de octubre en La Casa Elizalde de Barcelona, contó con la presencia del consejero delegado de DKV Seguros, Josep Santacreu; el presidente provincial de la Cruz Roja en Barcelona, Josep Marqués; el presidente de la Cruz Roja en Cataluña, Antoni Aguilera; el presidente del Centro de Estudios de Derecho Internacional Humanitario de la Cruz Roja Española, José Luís Domènech; y la embajadora del Consejo Internacional de Rehabilitación de Víctimas de la Tortura (IRCT), Inge Genefke. El consejero delegado de DKV Seguros, Josep Santacreu, explicó que la exposición muestra “la grave situación en que viven millones de personas en todo el mundo, cuya salud se ve sensiblemente afectada debido a los conflictos armados que se producen en su entorno”.

Santacreu argumentó el patrocinio de DKV “por su largo recorrido en materia de colaboración”. “No sólo en la parte asistencial, sino que también respaldamos iniciativas públicas y de entidades no lucrativas, como Cruz Roja, para ayudarles a trasladar a la sociedad mensajes de divulgación”.

“Hace más de un año llegamos a un compromiso con Cruz Roja para respaldar su trabajo internacional y los problemas que se generan, para que la sociedad sea consciente de los mismos. Uno de ellos es el binomio salud-guerra”, indicó Santacreu.

Por su parte, el presidente provincial de la Cruz Roja en Barcelona, Josep Marquès, destacó la importancia de esta exposición inédita en nuestro país sobre temas de salud, puesto que “el Movimiento Internacional de la Cruz Roja y Media Luna Roja han recibido el mandato de la Comunidad Internacional de velar por el respeto y la aplicación del Derecho Internacional Humanitario, como conjunto de normas que tienden a limitar los efectos de las hostilidades y a proteger a las víctimas de un conflicto”.

Muertes evitables

La exposición ‘Salud en conflicto’ potencia la interacción con el visitante con testimonios directos sonoros y visuales de la realidad que viven muchas personas en todo el mundo, víctimas de las minas antipersonas, desplazadas a consecuencia de las guerras, o de los profesionales sanitarios que prestan su ayuda en el terreno.

De este modo, el público puede entrar en un hospital de campaña o acceder a uno de los kits de emergencia que permiten facilitar asistencia médico-sanitaria a las víctimas de estos conflictos. Asimismo, se llevarán a cabo una serie de actividades paralelas como visitas escolares o mesas redondas. “La exposición está orientada para personas de cualquier edad aunque tiene especial interés para la gente joven”, subrayó Santacreu.

La exposición está organizada en torno a tres bloques temáticos. El primero se centra en el impacto de los conflictos armados en la salud de las personas, tanto a nivel físico como psicológico, mientras que el segundo se centra en el impacto de los conflictos armados en el sistema sanitario. El tercer y último bloque presenta ejemplos del trabajo de Cruz Roja en acción, asistiendo a la población civil en las áreas de salud, seguridad económica, agua y hábitat, entre otros aspectos. La ONG ha mostrado su interés de que la muestra se lleve a cabo en varias ciudades.